Crypto… ¿Monedas?

Probablemente te hayas enterado del boom que hay a nivel mundial llamado criptomonedas. Probablemente tengas un amigo o conocido bastante insistente con este tema, y si no entendiste nada sobre qué es y cómo funciona, estamos acá para ayudarte.

Una criptomoneda es una moneda virtual, y algunas además están descentralizadas, lo que significa que no están regidas por ninguna entidad financiera. En cambio, este tipo de monedas se manejan mediante Blockchains, un registro único y universal que está distribuido por varias redes en el mundo. Esto quiere decir que el valor de cada moneda y el registro de las transacciones se guarda en la red de manera abierta y segura. De esta manera, ningún tipo de caída bancaria o crisis financiera debería afectar a estas monedas.

Ahora, ¿Qué es una criptomoneda? En esencia, son un montón de líneas de código. Muchos números y letras a los que se le asigna un valor debido a la oferta y demanda de dicha moneda. Puede parecer algo disparatado que unas simples líneas de código tengan tanto valor, pero en esencia, es lo mismo que el dinero convencional. Solo que en vez de estar bancado por las divisas de cada país o entidad financiera, las crypto se soportan por sí solas.

Sí, todo muy lindo, pero todavía no entiendo nada. ¿Cómo es eso de que se pueden generar criptomonedas? Básicamente es como imprimir dinero, pero 100% legal. Para realizar esto vamos a necesitar de una rig de minado, equipada con placas de video que se encargan de generar estas tan deseadas líneas de código que luego se depositan en una billetera virtual y están listas para cambiar por cualquier otra criptomoneda o divisa. Estas rigs cuestan mucho dinero y cada vez están más caras por la increíble demanda que tienen estas placas de video. Pero es una inversión que siempre termina trayendo buenos resultados, debido a la alta demanda que hay por este tipo de monedas.

Genial, ¿Y cuántas criptomonedas hay? Muchísimas, según el registro oficial, hay más de 4000 en circulación, muchas de estas tienen poco y nada de circulación. Pero hay varias, como Bitcoin (BTC) y Ethereum (ETH) que manejan un caudal de transacciones increíblemente alto. Estas dos son las más populares y se nota en su valor. Bitcoin en especial, la más conocida de todas, llegó a valer más de $60000 por unidad.

Lo malo que tienen este tipo de divisas es que conllevan cierto riesgo como cualquier especulación financiera, debido a su volatilidad, a diferencia de una moneda convencional, que está sujeta a un montón de factores, las criptomonedas tiene un valor muy fluctuante y de un día para otro este puede colapsar. Al ser tan volátiles, también, hay muchos negocios o entidades que se reservan de aceptar estas monedas como método de pago, ya que al cambiar tanto en tan poco tiempo, se vuelve un poco difícil de controlar.

Entonces ¿Es una moda? ¿Llegó para quedarse? ¿Cómo es el panorama de esto? Honestamente, no se sabe. No hay ningún consenso entre los expertos de si esto va a ser adoptado a nivel mundial o si en algún momento cercano se va a terminar. Lo que sí es seguro es que es un mercado muy prolífico y si se estudia sobre el tema uno puede llegar a obtener un gran margen de ganancia. 

Habrá que ver cómo evoluciona el tema, pero por ahora, el presente puede ser fructífero y el futuro es incierto. Si llegaste hasta acá, ¡muchas gracias por leernos! ¡Saludos!

También te podría interesar...

Menú
Abrir chat
Hola!
Si tenes alguna duda escribinos por aca!